¿Cuanto sale lo que te regalan?

Cultores de la privacidad, que os preocupáis por vuestos datos y pegáis cadenas para evitar a toda costa que ellos lleguen a manos non sanctas… os vengo a revelar un secreto:

Si aceptaste lo que te regalan, tu privacidad ya no existe.

Hace unos días la gran G publicó un nuevo sitio denominado “My Activity” (Mi Actividad) donde podes tener “una muestra” de toda la información que ellos recopilan a cambio de “regalarte” los productos que por todos lados te ofrecen GRATIS.

Es un hecho que nadie regala nada, ni Bon Jovi te regala un almuerzo en su nuevo restaurante: si no tenes plata tenés que lavar los platos.

¿Y cual es el costo que debemos pagar por usar un gran servicio de correo electrónico, aplicaciones profesionales de oficina, una capacidad de almacenamiento suficiente para cualquier mortal y miles de servicios que se publicitan como “gratis por siempre”?

El costo es simplemente toda nuestra vida. Toda; cada detalle, cada palabra que a veces ni nos atrevemos a pronunciar, pero la colocamos en un buscador en la intimidad de nuestra casa, cobijados por la noche y la oscuridad, pensando que nadie nos ve….

En su momento se decía “mucho se puede saber de una persona por sus zapatos”, otro tipo de investigadores podrán decir “mucho se puede saber de una persona por su basura”, pero hoy pueden saber todo, por tus redes, tus conexiones, los programas que usas, tus búsquedas, y una montaña de datos con los que pagamos día a día los hermosos servicios gratuitos que nos brinda la red.

El proyecto de Inteligencia Artificial DeepText ya es ya es capaz de comprender los textos redactados en la red social casi al mismo grado que lo hace cualquier ser humano, y por el mismo camino van todos los otros servicios que pretenden “mejorar tu experiencia de usuario” y brindarte lo que la AI considere lo mejor según lo que día a día le cuentas sobre tu vida.